La Biblia del Jubileo 2000 JBS

2 Crónicas 10:15 Y no escuchó el rey al pueblo; porque la causa era de Dios, para cumplir el SEÑOR su palabra que había hablado, por Ahías, el Silonita, a Jeroboam hijo de Nabat

La Biblia de las Américas (Español) BLA

2 Crónicas 10:15 El rey no escuchó al pueblo, porque esto venía de parte de Dios, para que el SEÑOR confirmara la palabra que El había hablado por medio de Ahías silonita a Jeroboam, hijo de Nabat.

English Standard Version ESV

2 Chronicles 10:15 So the king did not listen to the people, for it was a turn of affairs brought about by God that the LORD might fulfill his word, which he spoke by Ahijah the Shilonite to Jeroboam the son of Nebat.

King James Version KJV

2 Chronicles 10:15 So the king hearkened not unto the people: for the cause was of God, that the LORD might perform his word, which he spake by the hand of Ahijah the Shilonite to Jeroboam the son of Nebat.

New King James Version NKJV

2 Chronicles 10:15 So the king did not listen to the people; for the turn of events was from God, that the Lord might fulfill His word, which He had spoken by the hand of Ahijah the Shilonite to Jeroboam the son of Nebat.

Nueva Traducción Viviente NTV

2 Crónicas 10:15 Por lo tanto, el rey no prestó atención al pueblo. Este giro en la historia ocurrió por voluntad de Dios, porque cumplía el mensaje que el Señor
le había dado a Jeroboam, hijo de Nabat, por medio del profeta Ahías de Silo.

Nueva Versión Internacional NVI

2 Crónicas 10:15 Y como el rey no escuchó al pueblo, las cosas tomaron este rumbo por voluntad de Dios. Así se cumplió la palabra que el SEÑOR le había comunicado a Jeroboán hijo de Nabat por medio de Ahías el silonita.

La Biblia Reina-Valera (Español) RVR

2 Crónicas 10:15 Y no escuchó el rey al pueblo; porque la causa era de Dios, para cumplir Jehová su palabra que había hablado, por Ahías Silonita, á Jeroboam hijo de Nabat.

Sagradas Escrituras (1569) (Español) SEV

2 Crónicas 10:15 Y no escuchó el rey al pueblo; porque la causa era de Dios, para cumplir el SEÑOR su palabra que había hablado, por Ahías Silonita, a Jeroboam hijo de Nabat.