La Biblia del Jubileo 2000 JBS

2 Crónicas 23:10 y puso en orden a todo el pueblo, teniendo cada uno su espada en la mano, desde el rincón derecho de la Casa hasta el izquierdo, hacia el altar y la Casa, en derredor del rey por todas partes

La Biblia de las Américas (Español) BLA

2 Crónicas 23:10 Y colocó a todo el pueblo, cada hombre con su arma en la mano, desde el lado derecho de la casa hasta el lado izquierdo de la misma, junto al altar y junto a la casa, alrededor del rey.

English Standard Version ESV

2 Chronicles 23:10 And he set all the people as a guard for the king, every man with his weapon in his hand, from the south side of the house to the north side of the house, around the altar and the house.

King James Version KJV

2 Chronicles 23:10 And he set all the people, every man having his weapon in his hand, from the right side of the temple to the left side of the temple, along by the altar and the temple, by the king round about.

New King James Version NKJV

2 Chronicles 23:10 Then he set all the people, every man with his weapon in his hand, from the right side of the temple to the left side of the temple, along by the altar and by the temple, all around the king.

Nueva Traducción Viviente NTV

2 Crónicas 23:10 Ubicó a todos los hombres alrededor del rey, con sus armas listas. Formaron una hilera desde el lado sur del templo hasta el lado norte y alrededor del altar.

Nueva Versión Internacional NVI

2 Crónicas 23:10 y luego colocó en sus puestos a todos. Cada uno, arma en mano, protegía al rey cerca del altar y desde el lado sur hasta el lado norte del templo.

La Biblia Reina-Valera (Español) RVR

2 Crónicas 23:10 Y puso en orden á todo el pueblo, teniendo cada uno su espada en la mano, desde el rincón derecho del templo hasta el izquierdo, hacia el altar y la casa, en derredor del rey por todas partes.

Sagradas Escrituras (1569) (Español) SEV

2 Crónicas 23:10 y puso en orden a todo el pueblo, teniendo cada uno su espada en la mano, desde el rincón derecho del templo hasta el izquierdo, hacia el altar y la Casa, en derredor del rey por todas partes.