Oraciones


Oración - Oraciones por cada día

No hay nada más grande que el poder de la oración. La oración es la forma en que nos podemos comunicar directamente con nuestro Padre Celestial, el Dios de la creación. Con estos recursos bíblicos, reciba ánimo aprendiendo cómo orar con nuestras guías sobre la oración por temas que le ayudarán a encontrar fortaleza, sanidad y paz en cualquier momento de su vida. También encontrará oraciones populares para situaciones comunes de la vida diaria. ¡No pierda la oportunidad de experimentar la paz y sanidad sobrenaturales que solo Dios puede proporcionar cuando nos acercamos a Él en oración!

¿Qué es la oración?

La oración no es un ritual que dependa en que cerremos nuestros ojos y pongamos cara de santos. Tampoco requiere que nos sentemos o que nos arrodillemos de alguna determinada manera o por algún tiempo en específico. Podemos orar a cada momento, cuando caminamos, cuando cocinamos y aun cuando estamos trabajando. Dios permanece atento y constantemente escucha tanto la oración de pocas palabras como la oración enfocada y detallada durante un tiempo de devoción antes o después de leer la Biblia. La oración no tiene porque ser algo complicado, Dios se complace aun en nuestras mas sencillas palabras cuando lo buscamos a él de corazón.

Encuentra todos nuestros más recientes artículos sobre la oración, así como también las oraciones mas leídas en Bibliavida.com

Oraciones bíblicas por tema


6 Oraciones Para Los Moribundos (Y Los Dolientes)

6 Oraciones Para Los Moribundos (Y Los Dolientes)

Todos experimentaremos la muerte algún día, pero eso no hace que sea algo sencillo de enfrentar. Podemos temer tan fácilmente el final de nuestras vidas, o enfocar nuestra atención en cosas de este mundo en vez de hacerlo en la gloria que está por venir en el cielo, pero nosotros como creyentes podemos tener la confianza de que a Dios le importa nuestra pena y Jesús entiende nuestro dolor. Como dice Job 14:5, “Ya que sus días están determinados, el número de sus meses te es conocido, y has fijado sus límites para que no pueda pasarlos.” Dios tiene un plan específico para cada una de nuestras vidas, incluso si pudiéramos querer un resultado diferente para nosotros mismos y nuestros seres queridos. Sus planes son perfectos y él desea lo mejor para cada uno de sus hijos queridos. Podemos encontrar gran paz en la presencia de nuestro Señor, incluso en nuestro duelo, nuestro temor, nuestro dolor y nuestros últimos respiros. Acá hay 6 oraciones para los moribundos y los dolientes

10 Formas De Ser Valiente En La Oración

10 Formas De Ser Valiente En La Oración

Todos conocemos a alguien que parece estar súper conectado con Dios – esa persona que quieres llamar cuando algo va mal, porque de algún modo, confías en que Dios la escucha y le responde. Bromeamos acerca de cómo esos cristianos tienen una “línea directa” al cielo, e incluso deseamos en secreto que pudiéramos ser así. La verdad es, podemos ser así. Tener una vida en oración poderosa no es algo otorgado a creyentes en específico solamente, o algo que cristianos ganan en una lotería celestial. Una vida de oración poderosa viene a través de la familiaridad con el Señor, la fe y la oración valiente. Acá hay 10 formas en las que puedes ser valiente en la oración:

10 oraciones para los graduados

10 oraciones para los graduados

La temporada de graduación y nuevos comienzos nos puede traer a muchos una mezcla de emociones. Aunque es un momento de gran celebración y nuevos comienzos, el proceso de tener que dejar ir también puede traer dolor. Ser padres a menudo trata de eso – de un constante aprendizaje con respecto a dejar ir; es un viaje con el pasar de los años. Puede ser difícil para nosotros como padres bien sea que estén dando sus primeros pasos a jardín de infancia o los veamos dirigirse a la universidad o directo a su primer gran trabajo. Pero hay esperanza. Nuestros hijos son Suyos. Sin importar a donde vayan, o la edad que tengan, están siendo cuidados por Él. Están en Sus manos. Él tiene un gran propósito para ellos en esta vida y ese es el mejor lugar al que podemos esperar que vayan. En un mundo lleno de oscuridad, puede resultar duro. A menudo queremos seguir aferrándonos fuertemente. El hecho de dejar ir es un proceso diario, a través de todas las etapas de la paternidad. Pero mientras los confiamos al cuidado de nuestro Dios poderoso y amoroso, podemos estar seguros de que Él ve, sabe y está con ellos, siempre- Él es capaz de cuidar a nuestros preciados hijos, incluso mucho mejor de lo que podríamos hacerlo por nuestra cuenta. Sus manos son grandes. Para llevar. Para sostener. Para proteger. Para cubrir. Para guiar. Y Él ama a cada uno de ellos mucho más de lo que podamos imaginar. Nunca subestimen la importancia de hablar acerca de Su bendición y confianza en la vida de tus hijos, sin importar que edad tengan. La oración es tan poderosa, y las palabras de Dios verdaderas. Él promete en Isaías 55:11 que su palabra no volverá vacía sin haber realizado lo que desea, y logrado el propósito para el cual la envió. Él nos recuerda que escucha nuestras oraciones y que siempre obra para nuestro beneficio y para el beneficio de esas personas que amamos. Así que podemos enviarlos… cubiertos en oraciones, ricos en bendición, con gran esperanza y un futuro en puerta.

Una Oración por los esposos de nuestras hijas

Una Oración por los esposos de nuestras hijas

En las secuelas de los matrimonios destruidos y fallidos, ¿dónde queda la esperanza para la próxima generación? “Jesús respondió, ‘Yo soy el camino, la verdad y la vida. Nadie viene al Padre si no por mí” (Juan 14:6) El matrimonio no debería ser una característica que defina quienes somos. Jesús dijo, “Yo soy el camino”, incluso así, muchos a nuestro alrededor dicen, “el/ella es el camino”. El matrimonio no es un destino que promete felicidad, una vida plena o un signo de un trabajo bien hecho. Jesús lo es. Para preparar a nuestras hijas con corazones nobles, el orar por sus esposos ayuda sin saber siquiera quienes son.

10 cosas para ayudarte a enfocar tus oraciones a tu comunidad

10 cosas para ayudarte a enfocar tus oraciones a tu comunidad

Los pastores y los maestros de la escuela dominical nos han estado diciendo esto por años: “Si Dios fuera a responder todas las oraciones que has estado haciendo, ¿cambiaría la vida de cualquier otra persona menos la tuya?” Es una decisión desafiante la de no solo llevar nuestras cargas a los pies de Jesús sino también las cargas de aquellos a nuestro alrededor. Amelia Rhodes trato de seguir fiel en oración por las personas en su comunidad, pero a veces enfocarse resultó difícil. Así que comenzó a llevar una lista de oraciones comunes que la ayudaban a enfocarse a orar por otros. Luego Amelia dijo que sus amigos pidieron una copia de esa lista porque también se les dificultaba orar por otros. Con el pasar del tiempo ella organizó esas oraciones en un libro, Ora de la A hasta la Z: Una Guía Práctica para Orar por Tu Comunidad, para compartirlas contigo. ¿Tienes un fuerte deseo de orar por las personas en tu comunidad, pero no sabes cómo o por dónde empezar? Ora de la A hasta la Z es una colección de 150 temas, teniendo 5 temas por cada letra del alfabeto, que te ayudará a mantener tu enfoque y recordar las necesidades en tu comunidad – necesidades como hambre, aplicación de la ley, y cuidados. Un montón de las oraciones piden a Dios ayuda, pero cada letra también contiene oraciones que ofrecen alabanza a Dios, ¿por qué? “Cuando oramos por problemas pesados que enfrentan nuestras comunidades, descubro que eso trae mi enfoque de vuelta a la alabanza y me aliviana la carga” dice Amelia. “La alabanza quita tu vista de las cargas y lleva tu atención de vuelta a nuestro Padre Celestial.” Acá hay 10 temas de oración tomados de, Ora de la A hasta la Z. (¡Amelia también nos respondió muy amablemente un par de preguntas a nosotros en iBelieve, dándonos un vistazo acerca de cómo y el por qué escribió el libro!)

Oración por los hijos: 10 promesas de la Biblia para orar por tus hijos

Oración por los hijos: 10 promesas de la Biblia para orar por tus hijos

Los viernes por la noche, soy colíder de un grupo pequeño de 12 estudiantes universitarias del primer año en mi iglesia. Lo bueno de esas niñas es que no han vivido lo suficiente como para probar la amargura de la vida. Comenzando sus carreras universitarias, están llenas de sueños, metas y promesas. Mientras me siento y hablo con ellas, es claro que no tienen idea de lo que la vida puede traerles, y tampoco deberían. Una persona necesita comenzar con lo ideal primero para saber luego qué alcanzar. Pero me pregunto -- ¿Están preparadas para enfrentar el porvenir? ¿Están equipadas para las dificultades que a veces trae la vida? Recientemente, escuché que mi trabajo como madre es preparar a mis hijos para el día que ya no esté con ellos. Aunque no pueda prepararlos o protegerlos para todo lo que experimentarán, puedo poner mi mejor esfuerzo al equiparlos con las herramientas que necesitarán durante esos momentos. Esto comienza con la oración. Se requiere orientación divina de Dios para transformar sus corazones y renovar sus mentes de forma que tengan un arsenal de verdades sobre las cuales caer cuando los problemas vengan. Acá hay 10 promesas de la biblia para orar por tus hijos. Mientras ores, pide a Dios que haga crecer raíces fuertes en los corazones de tus hijos para cada una de estas y los ayude a creer que estas promesas son para ellos.

Cómo orar sin cesar

Cómo orar sin cesar

“Estad siempre gozosos; orad sin cesar; dad gracias en todo, porque esta es la voluntad de Dios para vosotros en Cristo Jesús” (1 Tesalonicenses 5:16-18). ¿Imposible verdad? Quizás en la era dorada, cuando cada tarea afectaba directamente tu supervivencia familiar –por supuesto oraban, porque si la cosecha moría, ellos pasarían hambre. Si alguien se enfermaba no había medicina que ayudara. La vida era peligrosa y frágil y la gente no estaba distraída con las redes sociales y los teléfonos. ¿Pero hoy? ¿Quién podría esperar mantener sus mentes en Dios todo el tiempo? Seguramente, ni Dios esperaría que nosotros lo hiciéramos porque Él sabe más que nadie los defectos que tenemos y cuán cortos son nuestros lapsos de atención. Excepto que en ninguna parte de la biblia está ese asterisco luego del verso que dice “*A menos que estés realmente ocupada” Las buenas noticias son que, no solo es posible orar sin cesar, sino que es posible hacerlo sin hacer cambios significativos a tu horario o compromisos. Todo trata acerca de cambiar tu proceso del pensamiento y convertir los momentos de cada día en oraciones. Mi amiga Lisa me dio la mejor explicación que he escuchado: es como tener la radio tocando de fondo. Mantén esa conexión abierta y háblale a Dios según vayas teniendo tu día. Acá hay nueve formas de orar sin cesar:

10 Formas De Orar Por Tu Amigo Con Un Requerimiento Silencioso

10 Formas De Orar Por Tu Amigo Con Un Requerimiento Silencioso

La controversia acerca de si las personas deberían compartir “lo silencioso” puede calentarse. Algunos piensan que no es bíblico. Tienen razón en un sentido; no hay ilustraciones bíblicas. ¡Pero no está prohibido! Solo Dios conoce el corazón y las capacidades de quien ora. “Lo silencioso” no necesariamente significa “oculto”. Puede simplemente significar una respuesta dolorosa, un llanto de un corazón. La mujer con un sangramiento interno no hablo en el relato de Mateo 9:20-22, pero Dios respondió al llanto de su corazón y acto de fe. A pesar de nuestras tantas, y a veces, palabras vacías en público, el Señor nos fomenta a orar en privado, porque a veces los detalles son explicados de una mejor manera a él solo. Aun sin palabras, Él siempre escuchará nuestros pensamientos. Mientras algunos dicen que debemos confrontar a aquellos que hacen requerimientos silenciosos, esto los avergonzaría. Qué mejor que pedirle al Señor que nos ayude a crear un momento de enseñanza al hablar de forma privada acerca del valor de compartir requerimientos específicos con el Cuerpo de Cristo. Entendemos esto de las escrituras: El Señor desea que nos unamos, y acordemos colocar nuestras necesidades en oración y confesar nuestros pecados los unos a los otros. Aun así, pienso que podemos orar por aquellas peticiones silenciosas, porque algunos aún se encuentran luchando con una carga o dilema confuso, y necesitan oración desesperadamente mientras no estén listos para compartir esa carga con otros. En vez de decir tantas cosas que puedan llevar a la confusión o a la condena, ellos están procesando. Se nos llama a orar por otro aun si no conocemos sus necesidades específicas. Somos llamados a llevar la carga de otros. Algunos incluso discutirían, “¿Cómo puedo llevar sus cargas si no las conozco?” ¡La verdad es que, a veces su carga más grande en el momento es no saber cómo expresar una carga de forma adecuada! ¿Cómo oramos por aquellos que sinceramente comparten una petición “silencioso”

No Venda Mi Información Personal (CA Solamente)   California - Aviso de la CCPA